A medida que la investigación continúa avanzando en nuestro conocimiento colectivo sobre las opciones de atención y tratamiento para COVID-19, Instituto de Investigación Baylor Scott & White (BSWRI) también está abriendo vías de investigación destinadas a ayudar a las personas a adaptar sus actividades diarias a la “nueva normalidad” del entorno COVID-19 actual.

Si bien la necesidad de usar máscaras faciales es clara, su uso en ciertos escenarios cotidianos, como hacer ejercicio, sigue siendo menor. Hacer ejercicio mientras se usa una cubierta facial puede ser un desafío, tanto físico como mental, pero actualmente no hay datos firmes que muestren exactamente cómo el ejercicio de esta manera puede afectar el cuerpo.

Para leer la historia completa, consulte la Blog de Baylor Scott y White.

Compartir: